La mejor crema para la dermatitis atópica en adultos

La mejor crema para la dermatitis atópica en adultos

Picor, descamación, rojez… Son algunos de los molestos síntomas que provoca el ezcema. ¿Quieres saber cómo combatirlos? Con la mejor crema para la dermatitis atópica para adultos.

La dermatitis atópica es una enfermedad cutánea que afecta sobre todo a bebés y niños, aunque no siempre es así. También puede aparecer en la edad adulta y acompañarte toda la vida.

Porque, por desgracia, es una enfermedad crónica que no tiene cura, pero que sí se puede tratar para evitar brotes en los que se agravan los síntomas.

Una de las formas más eficaces de combatirlos y alargar los periodos interbrote es usar un tratamiento específico que te ayude a mejorar el estado de la epidermis.

Pero, ¿cuál es el más indicado? No te preocupes porque aquí te hablamos de la mejor crema para tratar la dermatitis atópica en adultos y te damos algunos consejos para cuidar este tipo de piel.

La mejor: Crema para piel atópica de Akento Cosmetics

Esta crema es nuestra favorita por muchos motivos. Además de estar formulada con ingredientes naturales, es baja en conservantes y no contiene perfume ni sustancias perjudiciales, lo que evita el efecto combinado de los cosméticos tan nocivo para la salud.

Su fórmula está compuesta por los siguientes principios activos:

  • Emulium Mellifera: Un emulsionante de origen natural que aporta una hidratación duradera y previene la pérdida de agua. Calma la irritación, reduce la inflamación y regula la sensibilidad dérmica para evitar que reacciones ante algunas agresiones externas.
  • Gatuline Skin Repair Bio: Un ingrediente 100% natural, con certificación Ecocert, que ayuda a reparar la epidermis, estimula la regeneración celular y estimula la síntesis de colágeno. También tiene una acción emoliente.
  • Biogaline G: El aceite de granada tiene propiedades antioxidantes que neutraliza los radicales libres. Además, estimula la producción de colágeno, repara la epidermis, evita las infecciones bacterianas y reafirma los tejidos.
  • Aceite de Jojoba: Nutre e hidrata en profundidad. Aporta suavidad y flexibilidad.

Este tratamiento no sólo ayuda a combatir los síntomas propios de la piel atópica, sino que, además, reduce la reactividad cutánea.

Esto es muy importante para espaciar los brotes y que no se produzcan con tanta frecuencia.

Tiene una textura muy cremosa, de color blanca. Se aplica fácilmente y se absorbe muy bien. No deja sensación grasa o pegajosa.

Y como no tiene perfume ni contiene fragancias sintéticas, su olor es muy neutro, prácticamente imperceptible.

Nos gusta mucho también el envase. Contiene 100 ml, es de plástico blanco y tiene un tapón abatible que conserva los ingredientes y evita que se degraden. Se dosifica muy bien sin desperdiciar nada.

Se recomienda usarlo todos los días sobre las zonas afectadas. La piel tiene que estar limpia y seca.

Los resultados se notan al instante, una piel hidratada, más nutrida y bonita. Se acaba el picor y la tirantez, y los brotes tardan mucho más en aparecer.

Triconatura Crema especial para pieles atópicas

Triconatura ha creado una crema hidratante especialmente indicada para piel sensibles, seca y atópica que está enriquecida con estos ingredientes:

  • Aceite de Rosa Mosqueta: Tiene un alto contenido en ácidos grasos esenciales. Favorece la regeneración cutánea, estimula la microcirculación sanguínea y refuerza las defensas naturales de la dermis.
  • Extracto de Mimosa Tenuiflora: Un remedio indígena conocido por su acción antiséptica, cicatrizante y estimulante de la microcirculación.
  • Aceite de Espino Amarillo: Rico en vitaminas del grupo B, provitamina A, C, y E, este aciete también contiene ácidos grasos mono y poliinsaturados (Omega 3 , Omega 6, Omega 7 y Omega 9). Protege la epidermis y su elasticidad y suavidad.
  • Aceite de Argán: Tiene un alto contenido en vitamina E de origen natural, carotenos, escualenos, y ácidos grasos.
  • Aceite de Onagra y de cáñamo: Ricos en Omega 6.
  • Aceite de Borraja: Tiene propiedades antiinflamatorias, emolientes e hidratantes. Ayuda a restaurar la barrera lipídica.
  • Aceite de oliva: Rico en omega 6, 9 y vitamina E. Tiene una acción antibacteriana. Protege y refuerza la piel.
  • Aceite de Germen de Trigo: Contiene mucha vitamina E. Combate los radicales libres y regenera.

Aparte de estos aceites, también contiene otros ingredientes como la manteca de karité o extractos vegetales como Gayuba o aceite esencial de limón.

Aunque también contiene siliconas, algo que no nos termina de convencer.

En cuanto a la textura y el perfume, son muy agradables. Contiene 200 ml y cunde mucho, sobre todo teniendo en cuenta que sólo es necesario usarlo sobre las zonas afectadas.

La Roche-Posay Lipikar Leche Corporal

Es una leche corporal que se recomienda para el cuidado de la piel seca, con picores o descamación.

Es apta tanto para niños como para adultos por lo que es perfecta para toda la familia.

Su formulación está compuesta principalmente con niacinamida, un activo que restablece la barrera cutánea y calma la tirantez, y manteca de karité, que restaura los lípidos y aporta elasticidad y confort.

Aparte de hidratar y nutrir en profundidad para evitar síntomas como el picor o la tirantez, también refuerza el escudo protector de la epidermis y protege frente las agresiones externas que puedan dañarla o provocar los brotes de dermatitis.

No es una leche corporal grasa ni pegajosa y, como otros tratamientos de la marca, su olor es bastante suave y delicado. Se aplica fácilmente y se puede usar 1 vez al día sobre la piel limpia.

El envase incluye un dosificador que, aunque algunas veces se atasca, por lo general, resulta muy práctico y permite dosificar la cantidad justa de producto.

Lutsine Xeramance Emulsión Reestructurante

Xeramance es una emulsión reestructurante que aporta una hidratación duradera de hasta 24 horas.

Ayuda a restaurar la función barrera cutánea, retiene el agua manteniendo el equilibrio lipídico, calma y alivia el picor, la descamación,las rojeces y la sensación de tirantez.

Está compuesta por:

  • Enteline 2: Un activo patentado extraído de alga verde que calma y reduce el picor de forma inmediata.
  • Manteca de karité, glicerina y aceite de Jojoba: Un cóctel de hidratación que nutre e hidrata en profundidad y mantiene los niveles óptimos de humedad de la dermis.
  • Ceramidas y ácidos grasos esenciales: Estos lípidos penetran hasta las capas más profundas y refuerzan la función barrera cutánea.

El tratamiento está especialmente indicado para el cuidado de pieles secas y atópicas. Se puede usar a diario y es apta para bebés, niños y adultos.

Tiene una textura muy untuosa, aunque se aplica y extiende fácilmente. No deja sensación grasa y te puedes vestir sin problemas justo después de aplicar el producto.

No contiene perfume y ha sido testado dermatológicamente.

El envase es bastante grande. Contiene 400 ml, por lo que cunde bastante. Lo puedes usar en todo el cuerpo o sólo en las zonas afectadas por la dermatitis.

Bioderma Atoderm PP Bálsamo Corporal

Un bálsamo ultra nutritivo que previene algunos problemas de la piel como la aspereza, la sequedad, la descamación o la tirantez, gracias a su fórmula enriquecida principalmente con Vitamina PP y activos nutritivos, que reparan la barrera lipídica y refuerzan su escudo protector.

También incluye el complejo patentado Écodéfensine 2, que mantiene en perfecto estado la flora cutánea y previene posibles alteraciones que pueden dar lugar a los molestos síntomas de la dermatitis atópica.

No contiene perfumes ni parabenos y es hipoalergénico. Su textura es muy untuosa, pero se aplica fácilmente y se absorbe muy rápido.

El alivio se siente inmediatamente y mejora la piel desde la primera aplicación.

Está disponible en varios formatos, aunque si la vas a usar mucho, el más indicado es el envase de 500 ml que, además, incluye un dosificador que te permite extraer la cantidad justa.

Dermatitis atópica: ¿Qué es y cuáles son sus síntomas?

La dermatitis atópica es una enfermedad crónica de la piel que, aunque es más frecuente en la infancia, puede afectar también y de qué manera a los adultos.

Sus principales síntomas son: sequedad, rojez o eritema, hinchazón, descamación y picor intenso que puede llegar incluso a provocar lesiones por el rascado.

También es frecuente la aparición de vesículas que pueden exudar y cubrirse de costras.

No se puede curar, pero sí que se pueden tratar sus síntomas y prevenir que aparezcan brotes, es decir, épocas en las que los síntomas se recrudecen y el estado de la epidermis empeora considerablemente llegando incluso a repercutir en la vida y el estado de ánimo de la persona que lo padece.

Cómo aplicar la crema para piel atópica

Se recomienda aplicar la crema al menos 1 vez al día, insistiendo en las zonas afectadas. Es importante que la piel esté limpia y seca para evitar que las bacterias se transfieran a la piel.

Además, procura tener las uñas cortas para evitar posibles lesiones.

Te aconsejamos que calientes la crema con las palmas de las manos y la extiendas con un suave masaje. Evita frotar para no irritar aún más la dermis.

Si la textura es muy densa, deja que la piel absorba bien la crema antes de vestirte.

Cómo combatir los síntomas de la dermatitis

Este tipo de piel es especialmente sensible y necesita unos cuidados específicos para tratar, aliviar y prevenir y espaciar posibles brotes.

Además, una vez que se ha desencadenado uno, es importante actuar con rapidez.

Llegados a este punto, lo más probable es que, además de usar un producto emoliente, también debas combinarlo con el uso de los corticoides tópicos prescritos por tu dermatólogo.

Pero como es mejor prevenir que curar, es fundamental que tengas en cuenta las siguientes recomendaciones para olvidarte de los brotes.

  • Hidrata la piel en profundidad: La hidratación es esencial para restaurar y reforzar la barrera cutánea. Así la epidermis estará protegida y será menos probable que reaccione frente a las agresiones externas.
  • Evita el agua caliente, es mejor la templada. Y si te bañas, procura no permanecer dentro del agua más de 10 minutos.
  • No uses jabones ni geles que contengan detergentes sintéticos. Opta por los oleogeles que contienen aceites.
  • No te rasques. Sabemos que es difícil y que los picores resultan insoportables, pero el rascado irrita más la epidermis y provoca heridas que se pueden infectar.
  • Relájate y evita el estrés. No hará más que agravar el problema.
  • Procura usar ropa de algodón y deja a un lado las lanas y los tejidos sintéticos.

Y hasta aquí nuestra guía sobre la mejor crema para dermatitis atópica en adultos. Esperamos que te haya resultado útil para escoger la más indicada y conocer un poco más sobre esta enfermedad.

Lo último